THE CONCESSION GOLF CLUB

THE CONCESSION GOLF CLUB

Uno de los mejores campos privados de Florida, construido sobre una tradición de deportividad, camaradería y excelencia.

Nombrado «Mejor Nuevo Campo Privado» por Golf Digest durante su año inaugural en 2006, The Concession fue diseñado en honor a la Ryder Cup de 1969, cuando Jack Nicklaus concedió un putt a Tony Jacklin.

Ese gesto, conocido como «la concesión», hizo que los dos equipos estuvieran empatados, el primero en la historia de la Ryder Cup y se dio a conocer como uno de los mayores actos de deportividad de la historia. Nicklaus y Jacklin se unieron luego para diseñar The Concession, uno de los mejores campos de golf de Florida.

Este año el CAMPEONATO MUNDIAL DE GOLF DE MÉXICO se jugará en este campo según lo anunció el PGA TOUR en un memorando entregado a los jugadores.

«El evento de este año se llevará a cabo del 25 al 28 de febrero en The Concession Golf Club en el área de Bradenton-Sarasota en el suroeste de Florida. No habrá cambios en los requisitos de elegibilidad del torneo».

UN MOMENTO, MUCHOS RECUERDOS

La semilla de lo que se convertiría en The Concession Golf Club se plantó en 1969, con el famoso gesto de Jack Nicklaus de conceder el último putt de la Ryder Cup a Tony Jacklin, logrando el primer empate en la historia de la competencia.

Décadas más tarde, las dos leyendas del golf se unieron para diseñar y crear The Concession Golf Club en la sección Lakewood Ranch del condado de Manatee. Desde el comienzo en 2006, The Concession fue diseñado para ser diferente: un campo de golf de propiedad privada para campeonatos, sin casas en el campo.

El objetivo era crear un campo donde las condiciones del torneo fueran la norma y el escenario natural fuera la estrella.

Más de una década después, el campo ha evolucionado, pero el escenario permanece sin cambios en su esplendor natural, que ha sido escenario de eventos prestigiosos como los campeonatos de la División I de la NCAA y la Copa Concesión bienal. Rolex le ha otorgado al club un raro honor, poniendo no uno sino dos de sus hermosos relojes de 10 pies en el campo.

Share

Facebook
Twitter
Pinterest
LinkedIn

Stay in touch

Subscribe To Our newsletter